Traductor

03 junio 2020

El tratamiento del trastorno por juego en adolescentes debe focalizarse en la prevención y el tratamiento


  1. La Fundación de Patología Dual. (FPD), destinada al estudio de la problemática de la Patología Dual (una adicción y otro trastorno mental), alerta de la necesidad de desarrollar iniciativas de prevención y atención destinadas a impactar sobre el trastorno por juego entre los más jóvenes. La FPD considera que es necesario tomar medidas destinadas a la prevención primaria, informar y educar a los jóvenes en el riesgo de desarrollar una adicción al juego (en cualquiera de sus variantes: videojuegos, juegos con recompensa económica...), con acciones que expliquen, desde las evidencias científicas y no moralistas, cuales son los grupos de riesgo y vulnerables a desarrollar una conducta problemática o adictiva al juego.
  2. La FPD también resalta la importancia del control parental y la comunicación con las familias, ya que fomentar un entorno familiar y social adecuado es importante para ayudar o atenuar esta serie de trastornos. En palabras del presidente de la FPD, el Dr. Nestor Szerman, las iniciativas que se han tomado para proteger a los más jóvenes focalizan generalmente únicamente en las medidas restrictivas y represivas de regulación del juego, sin tener en cuenta la prevención y tratamiento de los jóvenes vulnerables. En este sentido, las conductas compulsivas al juego se acompañan casi en su totalidad de otros síntomas y trastornos mentales, junto a
  3. rasgos disfuncionales de personalidad. A esta situación clínica se la denomina Patología Dual.

Además, hay que añadir, por ser una duda frecuente, que no se ha demostrado con evidencias científicas que la proximidad de un centro educativo a un local de juego, influya de forma decisiva en las adicciones de menores, como no lo es que los bares que están cerca de colegios fomenten un problema de alcohol, sobre todo si existen medidas restrictivas y de control de acceso eficaces.
El juego, en sí mismo, y desde una perspectiva evolutiva, es una actividad lúdica normal de los seres humanos, que solamente pasa a considerarse conducta adictiva cuando impacta de forma negativa en las relaciones familiares, afectivas y académicas, al tiempo que tiene una repercusión conductual. La comunidad científica estima que sólo una de cada 10 personas que están expuestas a situaciones potencialmente adictivas, terminará desarrollando una adicción.
Desde esa perspectiva científica señala que no se elige tener una adicción. Los factores sociales ponen en contacto a las personas con sustancias o el juego. Pero son factores individuales de vulnerabilidad, genéticos, neurobiológicos, medio- ambientales y la presencia de otros síntomas de trastornos mentales y rasgos disfuncionales de personalidad, la Patología Dual, los que ponen en marcha una conducta problemática o adictiva al juego.
En estas personas vulnerables los factores sociales o situaciones como la generada por la actual pandemia, posibilitan el contacto con conductas potencialmente adictivas, como los videojuegos, abuso de redes sociales, trastornos de alimentación o uso de sustancias como alcohol. La gran mayoría de casos de Patología Dual, una adicción y otro trastorno mental, comienzan en la adolescencia y sus consecuencias mas notorias se producen, en muchas ocasiones, años después en la edad adulta, por ello, es tan importante que el trabajo de información, educación científica y concienciación empiece a una edad temprana.


No hay comentarios:

CONTACTO · Aviso Legal · Política de Privacidad · Política de Cookies

Copyright © Noticia de Salud