Traductor

08 junio 2020

La cirugía robótica, frente a la convencional, mejora especialmente el pronóstico del cáncer de próstata en los pacientes con sobrepeso


   
 En el último año, MD Anderson Cancer Center Madrid ha realizado casi 150 intervenciones con el Da Vinci Xi, destacando varias cirugías de rescate tras radioterapia

En los últimos años, los resultados en supervivencia y calidad de vida de los pacientes con cáncer de próstata han mejorado mucho no solo gracias a un diagnóstico cada vez más precoz y al estudio de nuevas opciones terapéuticas, sino también gracias a los importantes avances en cirugía oncológica. “La cirugía robótica mejora el pronóstico de los pacientes gracias a que nos permite reducir los márgenes quirúrgicos y realizar linfadenectomías más amplias”, explica el doctor Carlos Núñez, jefe del Servicio de Cirugía Urológica de MD Anderson Madrid, quien señala también que estos mejores resultados se aprecian sobre todo en los pacientes con sobrepeso.  

Con motivo del Día Mundial del Cáncer de Próstata, que se conmemora el próximo jueves 11 de junio, este especialista quiere poner de manifiesto la importancia de la cirugía robótica en la mejora de los resultados obtenidos en los pacientes con este tumor. “La cirugía robótica permite una mejor visión que la cirugía convencional (la cirugía abierta), manteniendo e incluso mejorando la maniobrabilidad de la mano del cirujano, incluso en espacios pequeños, con respecto a la laparoscopia”, asegura el doctor Núñez.

Una ventaja fundamental que, en su opinión, se traduce en tres mejoras clave. En primer lugar, al reducirse los márgenes positivos, los resultados oncológicos son superiores “sobre todo en los casos en los que se realiza preservación neurovascular”, explica este profesional. Además, al ser la disección de estos haces neurovasculares mucho más precisa, la segunda mejora importante es que se reducen mucho los casos posteriores de impotencia y, en parte, los de incontinencia. 

Sobre la incontinencia, el doctor Núñez aclara que también existe una clara reducción de casos, la tercera mejora, pero sobre todo debido a que “la visión de la zona esfinteriana es muy superior a la que tenemos en cirugía abierta”, explica el doctor Núñez.

La reducción de casos de impotencia e incontinencia urinaria tras una intervención quirúrgica en estos pacientes no solo mejora mucho su calidad de vida, sino que permite una recuperación mucho más rápida. “Esto logra también que el impacto psicológico en los pacientes sea mucho menor”, resalta este especialista. 
MD Anderson Madrid ha realizado ya casi 150 cirugías con el robot Da Vinci Xi 
En el último año, MD Anderson Madrid ha realizado ya casi un total de 150 procedimientos con el robot Da Vinci Xi y ha obtenido unos resultados que el jefe del Servicio de Cirugía Urológica del centro califica de “extraordinarios”. Además de intervenciones más habituales, el doctor Núñez destaca sobre todo “varios casos de cirugía de rescate tras radioterapia, unas intervenciones que suponen un auténtico reto quirúrgico para nosotros”. 

De cara al futuro, la cirugía robótica se prepara para trabajar con un puerto único, de forma que se reduzca el número de pequeñas incisiones que se realizan en el abdomen, un avance que, destaca el doctor Núñez, “puede resultar clave en patologías en las que la estética tenga mucha importancia”. En cáncer de próstata, este experto cree que el futuro va a ir más enfocado a “aligerar y reducir el tamaño de los brazos robotizados con el objetivo de disminuir la interferencia entre los mismos y mejorar así la maniobrabilidad”.


No hay comentarios:

CONTACTO · Aviso Legal · Política de Privacidad · Política de Cookies

Copyright © Noticia de Salud